jueves

La memoria de las golondrinas

Lisa Falzon



Suena un villancico en la calle,

lejano pero atronador,

quejidos enmascarados dominando el suelo

que piso.

Baldosas resbalizas por el agua que no cesa.

Un árbol de metacrilato barato,

enamorados sin amor

buscan el regalo que recomponga sus vidas.

Si leyeran a Bécquer, sabrían

que aquéllas que aprendieron nuestros nombres,

ésas... no volverán.

*

De La memoria de las golondrinas



Zhong Qi Wang

----

8 comentarios:

ana sáenz dijo...

quizás esperan la hora del regreso

un abrazo

Milo Pratt dijo...

Hola, llegue por acá saltando de blog en blog... y lo que encontré me gustó!

Muy buen blog, exelentes poemas y minuciosa elección de las imágenes.
Te comentaré los poemas que más me gustaron.

Te dejó invitada a mi blog:

http://lacasadelsimio.blogspot.com

J.M. Ojeda dijo...

¡Hola Meri!
Me agrado su escrito.
¡Esas golondrinas...!

Saludos de J.M. Ojeda
Gracias por estar en mi blog.
Le deseo unas Felices Fiestas y Prospero Año Nuevo.

tula dijo...

que bello...y cierto.
un beso

Isabel Romana dijo...

Muy interesante esta evocación de Bécquer, ese gran poeta tan minusvalorado. Que tengas un feliz año. Saludos cordiales.

Max E.G.B. dijo...

Muy buen está descripción de una Navidad.
Con tres frases me he sentido en ese tiempo.
Me ha parecido muy buena la manera de sacarme de ella, volando con las golondrinas de Becquer.
Personalmente siento buena tu poesía.
Un saludo.

ángel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ángel dijo...

Ha sido un gusto recalar, no sé cómo, en tu espacio de poesía. Empiezo a leerte.



Saludos...