miércoles

Pluma

Miguel Ximénez, Santa Catalina



Pluma que enciendes mis delirios en la madrugada
cáliz que transportas mi alma en verso
bebida envenenada que transforma mis jadeos mas oscuros
en golpes profundos de dañino beso.


Si cuándo escribo tiemblo, me embeleso y gimo
porqué dejas que la mano sucumba a tu arrebato,

mis dedos se transforman en locura
me pena vaga, mi placer lejano,

el pensamiento me arrebata las pasiones,
las arrastra al papel del desencanto
porque veo escrito lo que un día
aún llevo en la sangre dibujado.

--

1 comentario:

elena clásica dijo...

Caray Meri Pas, me dejaste sin palabras, eres unasor juana del siglo XXI, terrible, apasionada, barroca y exquisita pluma.
Felicidades, un abrazo.